Errores comunes en una lectura de Tarot

Errores comunes en una lectura de Tarot

Hoy veremos cuales son los errores comunes en una lectura de Tarot ya que hay muchos factores a tener en cuenta, y es que no cualquier momento es bueno, como tampoco lo es estar alterados o no saber cuál es la tirada que más nos convienen.

Conocer cuáles son las situaciones que pueden hacer que nuestras lecturas no sean correctas ni efectivas es clave a la hora de sacarle el máximo rendimiento al Tarot.

No estar preparados física y mentalmente

Aunque no te lo pueda parecer, a la hora de hacer una lectura del Tarot debemos estar preparados tanto a nivel físico como mental. Ten en cuenta que la claridad de mente y sentirse relajado son aspectos que influencian nuestra lectura.

Por un lado, cuando hablamos de estar preparados mentalmente, hablamos de estar serenos y tranquilos. Si nos sentimos agitados será muy complicado poder centrarnos en el mensaje que las cartas nos quieren hacer llegar.

Por otro lado, tan importante es estar preparados mentalmente como lo es estarlo físicamente. Cualquier estado físico en el que nos encontremos puede alterar nuestra percepción. Nunca debemos hacer una lectura si tenemos prisa, si no estamos en un lugar tranquilo o si tenemos cualquier tipo de dolor, por ejemplo.

Debemos buscar el momento y el sitio adecuado.

No hacer las preguntas adecuadas

Otro error común en una lectura de Tarot es no tener las preguntas claras. Si no sabemos qué es exactamente qué información queremos de la lectura, será difícil encontrar las respuestas que buscamos. Por ello, antes de empezar una lectura es una buena idea que pienses en preguntas concretas.

Anota en una libreta lo que quieres saber exactamente y párate a pensar unos minutos en la forma más adecuada de preguntar por ello. Recuerda que las buenas lecturas vienen de preguntas concretas.

Sacar una carta más, y otra… y otra…

Otro error que podemos cometer a la hora de hacer nuestra lectura es ir sacando cartas y cartas. Debemos tener en cuenta que el Tarot dispone la información de forma clara cuando usamos la tirada correcta y hacemos las preguntas de lo más precisas. Si sabes que has preparado la lectura correctamente, debes ceñirte a las cartas que se necesita en ella. No vas a obtener más respuestas ni las respuestas que quieres oír por el simple hecho de sacar más cartas. Al contrario, la lectura cada vez se hará más compleja hasta el punto de no tener nada claro.

Si necesitas una lectura de Tarot por email, escríbeme un mensaje!

No usar la lectura adecuada

Pese a que tenemos una gran cantidad de lecturas diferentes a nuestro alcance, saber cuál es la mejor en cada ocasión es fundamental. No es lo mismo una tirada rápida de tres cartas que una lectura circular o bien una lectura en hexagrama. Si no conoces las diferentes, lo mejor es que primero te informes sobre cada una de ellas.

Una vez tengas el conocimiento suficiente sobre cada una de las tiradas y sobre el tipo de información que cada una puede ofrecerte, será el momento en el que estés preparado para ello. Este paso es esencial si quieres sacarles el máximo partido a tus lecturas.

Repetir una y otra vez la lectura

En varias ocasiones puedes encontrarte con que no te gustan las respuestas que te dan las cartas. Cuando esto sucede, lo más fácil es que te entren ganas de volver a empezar con una nueva lectura. Este es un grave error, pues el simple hecho de conocer ya unas repuestas cambiará tu presente y con ello, las preguntas que quieres hacer. Tendrás mucha información, pero te será muy complicado extraer la información real.

Tomar el significado de las cartas de forma literal

¿Cuántas veces nos puede salir una carta que, por el significado que nos transmite su imagen, nos asusta? Esto es algo que no debes dejar que suceda en tus lecturas.

Para que la lectura sea correcta y la puedas interpretar adecuadamente debes tener presente el significado simbólico de las cartas. Y, una vez lo tengas claro, deberás aplicar estos significados a tus respuestas. Para ello, es necesario tanto un buen conocimiento de las cartas, así como de tu propia situación.

Solo con estos dos conceptos claros vas a poder aplicar el significado real de las cartas a tus lecturas y, con ello, conseguir las respuestas que necesitas.

Creer que el destino está escrito en piedra

Otro de los errores comunes en una lectura del Tarot es pensar que el destino es inamovible. Nada más lejos de la realidad. Ten en cuenta que cualquier pequeña variación que hagas en tu vida tendrá consecuencias en tu futuro. Recuerda que las cartas te dan la información que necesitas en este momento.

Si haces algún cambio en tu vida, será necesario que hagas una nueva lectura que tenga en cuenta tu nueva situación. Una lectura hecha hoy, no te servirá dentro de unos días.

Acomodar la lectura a lo que quieres escuchar

¿A quién no le gusta cuando las cartas nos dicen exactamente lo que queremos oír? Pues a todos, claro está. Pero, si te lo paras a pensar un minuto, te darás cuenta de que este no es el fin de las lecturas del Tarot.

Las cartas, te guste o no, son sinceras y no van a tener en cuenta si te gusta o no lo que te van a decir. Es importante que, a la hora de hacer una lectura de Tarot, vayas con la mente abierta y acojas todo lo que las cartas te muestran. Solo haciendo esto, podrás conseguir hacer uso de la información que las cartas te ofrecen.

Pese a que hacer una lectura del Tarot puede parecer simple, debes tener en cuenta que hay muchos factores que la pueden complicar. Si los ignoras y simplemente empiezas a sacar cartas, las lecturas que irás obteniendo serán erróneas y muy complejas de descifrar.

Para evitarlo, no hay nada mejor que conocer bien las cartas, los tipos de tiradas que hay disponibles, tener claro las preguntas que queremos hacer y estar un buen estado de ánimo.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 5 / 5. Recuento de votos: 2

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Deja un comentario